TALLER DE PLANTAS AROMÁTICAS Y MEDICINALES

   A lo largo de la historia las civilizaciones se han movido en alrededor de las plantas, que constituyen los seres vivos que más han influido en la humanidad. Además de prestarnos alimento, la conservación de sus semillas fue la base del invento de la agricultura con la consecuente desaparición de las culturas nómadas y el desarrollo de las culturas.

La búsqueda de especies permitió el descubrimiento del continente americano y la aparición del colonialismo. Buscando especies medicinales, narcóticos o con propiedades afrodisíacas ha movido al hombre a buscar en los lugares más remotos, proporcionando nuevos conocimientos y avances.

Alrededor de todo el planeta todas las culturas – independientemente de su nivel de desarrollo – utilizaron las plantas para curar enfermedades, aliviar dolores y conseguir estados de consciencia determinados. La medicina moderna se aprovechó de esta tradición milenaria, analizando y descubriendo principios muy importantes que no se hubieran llegado a investigar sin el uso que las culturas tradicionales de diferentes continentes hacían desde tiempos remotos de ciertas plantas.

Un buen ejemplo es la aspirina, que hoy es el analgésico más utilizado y vendido. La corteza del sauce blanco (Salix alba) ya era utilizado en China hace más de 2500 años para rebajar la fiebre y eliminar el dolor. Referencias sobre esta planta también aparecen en la obra de Hipócrates. La medicina moderna sintetizó el derivado del ácido salicílico en 1835, pero fue el conocimiento tradicional de las propiedades del sauce, el que condujo a las posteriores investigaciones científicas y a la producción de la aspirina.

Los componentes de las plantas tienen un efecto sinérgico, o sea interactúan todos a la vez y pueden complementarse, potenciarse o neutralizarse entre sí para evitar efectos negativos o asegurar curas efectivas. Se descubrió, que muchas veces este conjunto es más efectivo que un principio aislado y administrado en su forma pura.

En este taller entraremos en contacto con el mundo mágico de las plantas y redescubrimos conocimientos y usos que para los sabios y chamanes de antiguas culturas, pero también para nuestras abuelas era parte de su día a día.

En función de la estación se hará un tipo de actividad u otra, que de forma resumida consistirán en una excursión por el campo para conocer las diferentes especies de plantas y para estudiar sus características y propiedades. Una vez en las instalaciones de Arte de mis Manos se trata el correcto secado y almacenamiento para asegurar, que no pierden sus propiedades.

Terminamos el taller con la extracción de esencias en el alambique de cobre y con la preparación y degustación de infusiones.

El taller dura aproximadamente 4 horas y se puede combinar con un almuerzo típico y otros talleres o actividades en la zona.


Ir a la página anterior...